jueves, 19 de enero de 2012

Metodología para la Investigación de la TCI (Cuarta Parte)

El paso final después de efectuada la investigación consiste en poder analizar los registros, clasificarlos, archivarlos y actualizar las estadísticas.
Para analizar los audios recogidos existen diversos paquetes de software en el mercado, pero el que yo suelo utilizar con mayor frecuencia es Audacity, ya que cuenta con una aceptable supreción del ruido de ambiente y permite visualizar los espectros de sonido de forma más que aceptable.
Los estudiosos del fenómeno psicofónico clasifican las inclusiones en categorías de acuerdo a su facilidad de comprensión.
Tipo A: Las que son claras y su contenido no se pone en duda.
Tipo B: Aquellas que se perciben como voces psicofónicas pero cuyo significado difiere de un analista a otro.
Tipo C: Son las que se encuentran con mucho ruido de fondo y cuya dificultad de interpretación es elevada.
También se pueden catalogar por el timbre de voz (masculina o femenina, de ancianos, de adultos, de niños), el tono y manera (agresiva, angustiosa, histerica, normal, triste), por el posible origen (preternatural, espírita, mental, etc.)
En fin, dependerá de las hipótesis de estudio del investigador.
El clasificar y archivar los registros permitirá generar datos estadísticos de la casuística, formular probabilidades y nuevas hipótesis de estudio y compartir el material para análisis de otros investigadores.
En lo particular únicamente utilizo la técnica de grabación digital o análoga directa del ambiente (del silencio), pero existen otros métodos como la transradio.
Lo realmente interesante de la TCI es la búsqueda de la comunicación. De esta forma, el análisis de las respuestas a los cuestionarios formulados a quien quiera que sea el emisor de las respuestas es de suma importancia, ya que descartaría que sean simples interferencias.
El estudio de las Psicoimágenes es mucho más complejo, requiere armar un circuito cerrado para grabar estática o ruido de un televisor en donde se supone aparecen imágenes donde no existe emisión de señal alguna.
Para determinar qué dice la voz o voces del registro grabado, lo ideal es que lo escuchen al menos otros dos investigadores más y escriban por separado lo que consideran que dice. Si la conclusión es unánime, se consideraría una grabación tipo A. Si hay divergencias, B. Si nadie interpreta nada porque es muy difícil, C.
El día en que se pueda finalmente reproducir un mismo caso, en las mismas condiciones y por cualquier investigador, tendremos sin duda la respuesta que tanto buscamos. Mientras tanto, espero poder aprender más cada día de los grandes investigadores y aportar mi granito de arena en la búsqueda de la verdad sobre el fenómeno psicofónico.

Un Cordial Saludo.

viernes, 13 de enero de 2012

Metodología para la Investigación de la TCI (Tercera Parte)

Algunos de los grandes investigadores del fenómeno psicofónico dan una recomendación antes de iniciar la investigación y las respectivas pruebas o grabaciones, y es que se grabe las voces de cada uno de los integrantes del equipo que se ha desplazado para el trabajo de campo.
De esta manera se tienen los registros de las voces de los participantes y si alguna inclusión se llega a grabar se puede cotejar incluso con algún software (de los que ya hablaremos más adelante) si la frecuencia de voz corresponde a alguno de los miembros del equipo o bien no corresponde con ninguno de ellos.
Es recomendable detallar cualquier condición que pudiera resultar lo suficientemente obvia de ser causa de registros erróneos, y en lo general, evite realizar grabaciones en lugares que se encuentren cerca de torres de energía, de telecomunicaciones, antenas, o cualquier otro dispositivo cuya interferencia podría ser la causa de las supuestas inclusiones.
Ahora bien, tome nota que se especifica que de ser posible se evite, pero no siempre es posible.
Actualmente, por ejemplo, me encuentro investigando en un Sitio Técnico de una empresa de Telecomunicaciones sucesos paranormales reportados por diversos ingenieros, tanto de la empresa como de los proveedores, y dada la enorme casuística y reportes obtenidos (son más de 12 personas las que reportan fenómenos en distintos días, incluyendo los guardias de seguridad), que es obligado realizar la investigación y tratar de obtener inclusiones como parte del proceso. Pero nótese que en este caso, las grabaciones psicofónicas no son el motivo principal de la investigación, sino parte de un proceso más grande de investigación de fantasmogénesis, poltergeis, sugestión y/o histeria colectiva o manifestaciones de caracter preternatural. En este caso, dado que el lugar de la fenomenología es un Sitio Técnico donde se ubican muchos equipos de telecomunicaciones y una torre con antenas, las inclusiones psicofónicas que se lleguen a registrar (si es que así sucediera) deberían ser analizadas en contenido para descartar que se trataran de interferencias.
Otros lugares que darán más batalla para poder realizar el análisis son los espacios abiertos (por ejemplo bosques o cruces de camino). Sin embargo, se puede realizar el experimento siempre y cuando el investigador cuente con suficiente control del paraje y las circunstancias de seguridad y movimiento lo permitan.

Carretera a Finca Agua Tibia, San José Pinula (Guatemala, C.A.)

Si se encuentra investigando en un lugar cerrado (como una casa u hotel) la recomendación sería circunscribirse a un área primero (por ejemplo, una planta o nivel) y de ser posible centrar la investigación en una o dos estancias cada vez. La mayoría de las investigaciones requiere muchísimas visitas al lugar seleccionado, por tanto, es más práctico centrarse en cada una por separado. En dependencia de los resultados, una segunda o tercera, o cuarta ronda de grabaciones en visitas posteriores determinará qué lugar genera la mayor fenomenología para dedicarse solo a las que generan los registros.
Cierre las puertas de todas las habitaciones o mantenga abiertas solo aquellas que le permitan una vía de salida fuera del lugar de la investigación (nunca se sabe si ha de salir por motivos de resguardar su integridad) Los portazos en lugares abandonados o los rechinidos de bisagras de puertas pueden malinterpretarse posteriormente como voces psicofónicas o raps.
Aproveche el tiempo en el lugar para recopilar toda la información y evidencia posible. Los análisis es mejor realizarlos en su casa o laboratorio particular, por 2 sencillas razones:

  1. El análisis se puede hacer con la evidencia en cualquier momento, el tiempo de hacer trabajo de campo es muy valioso y debe explotarse al máximo en recoger muestras y documentar correctamente la misma.
  2. Si llega a registrar una inclusión y la llega a escuchar en el lugar de los hechos, no tengo ni que hacerle la referencia a lo mal que probablemente lo pasará. Sin contar con la sugestión, el desequilibrio emocional y el miedo que puede llegar a experimentar. Lejos del lugar y con cabeza fría es más fácil realizar el análisis.
Que un investigador no sienta miedo, bueno, no lo sé. En mi caso particular diré que soy humano y que en efecto, estar solo en un lugar con historia o casuística de fenomenología a obscuras, en altas horas de la madrugada, claro que es para que experimente cuando menos intranquilidad, sino miedo.
Pero el sobreponerse a la situación y seguir haciendo frente de manera racional al trabajo de campo es lo que debe ayudar a culiminar con la tarea.

Por ello es que a ser posible, es mejor contar con otros colaboradores que le permitan sentirse apoyado en cualquier circunstancia.

En la siguiente y última parte de este tema trataré sobre cómo realizar el análisis, la estadística y el archivo de la casuística que obtengamos.

Un Saludo.

martes, 10 de enero de 2012

Metodología para la Investigación de la TCI (Segunda Parte)

La última entrada la cerré comentando acerca de cómo realizar la investigación de campo de las grabaciones psicofónicas.

El material de apoyo es vital para registrar cada detalle del experimento que nos pueda ser útil durante el análisis de resultados. El cuaderno (o libreta) de campo nos sirve para llevar registro o bitácora de todas las mediciones que podamos recopilar con los medios de registro.

Lo ideal será siempre fechar y rotular la investigación con un encabezado que especifique cada lineamiento anteriormente planteado.


Por ejemplo:

Investigación No: 1

Datos Generales:

Fecha de la Investigación: 10 de Enero de 2012.
Lugar de la Investigación: Antiguo Convento de las Capuchinas, Antigua Guatemala.
Integrantes del Equipo: Luis Alberto Lau, José Obregón, Vinicio Rodríguez y Arnulfo Roldán.
Objetivo de la Investigación: Primera investigación de registros psicofónicos en Conventos de la época Colonial, para tratar de determinar si son un lugar donde se presente con alta intensidad o frecuencia el fenómeno.

Es conveniente que posteriormente se pueda añadir como parte del expediente de la investigación el croquis o mapa y de ser posibles algunas fotos o video del entorno del lugar. (Interiores y exteriores, perímetro determinado para la investigación).

A continuación, se procederá con documentar los detalles de cada registro. Se sugiere este formato:

Número de Prueba: 1.
Características de la grabación:
Aquí puede estipular el tiempo de la grabación, si formula preguntas y los detalles de la prueba, como por ejemplo, si se efectúo a oscuras, con luz electrica, con velas, etc.. Para este efecto, también se puede sustituir este renglón y e indicar que se utiliza otro documento de soporte, como por ejemplo el formulario del CIFE (le sugiero que si utiliza este formulario, le brinde los créditos que le corresponden al Centro de Investigación de Fenómenos Extraños).Tengo el honor de ser amigo de Joaquín Abenza y sé que no encontrarán en ningún momento impedimiento a utilizar el formulario que el CIFE utiliza, pero por favor, respete los derechos intelectuales y de autoría del mismo, y siempre que haga divulgación de sus propias investigaciones, si lo ha utilizado, dele el crédito que se merece.

Aquí les proporciono el link para su descarga:

Cuestionario para registro de Psicofonias del CIFE

Comuníquese al correo centrocife@yahoo.es para solicitar su autorización escrita de utilización del mismo.

Equipo de Grabación:
  • Grabador y reproductor de Minidisk Portatil Sharp Md-ms701/ms702 
  • MP4 Titan 
  • Cámara Digital Sony Cybertshot Lente CarlZeiss Vario-Tessar de 2,7-5,7/4,7-18,8 y 14 Megapixeles
  • Ordenador Portátil Dell Vostro 3500
  • Ordenador Portatil HP Pavillion 6
Equipo de Medición:
  • Sensores de Movimiento: 4 sensores de movimiento Steren Modelo ALA-MOV, de alarma de paso, distribuídos como se representa en el croquis adjunto (y se adjunta el croquis de la ubicación tanto del los integrantes como de los sensores).
  • Termómetro ambiental: Taylor Mod. 497J (Se debe colocar en el croquis también la ubicación).
  • Cámaras infrarojas: Si se utilizan para controlar el perímetro, se documentan también.
  • Barómetro: Si es posible medir la presión atmosférica, documente las características del instrumento de medición.
  • Psicómetro o hidrómetro: Si es posible medir la humedad del ambiente, documente las características del instrumento de medición.
No es requerido utilizar tanto aparataje (este es un ejemplo), pero recuerde que al ser un experimento científico, mientras más controlado pueda tener el escenario será más fácil que pueda llegar a repetir las mismas condiciones tanto usted como cualquier otro investigador que quisiera llegar a intentar el experimiento.

Mi premisa en el proceso de la investigación psicofónica es busca un patrón que permita repetir el experimento. Por ello me empeño en tratar de establecer todas las condiciones e ir cambiando de forma controlada valores a las variables durante el estudio.

Otra razón de peso para controlar el perímetro, es evitar potenciales intrusiones de personas o animales que puedan alterar o generar confusión con el resultado de la prueba.
Las mediciones y registro de las condiciones climáticas servirán para descartar inclusiones que pudieran estar relacionadas a fenómenos atmosféricos o ambientales.
Por ejemplo, por efecto pareidólico nos puede dar la impresión de haber registrado una voz psicofónica cuando en realidad lo que se registró bien pudo ser el sonido de un trueno en la lejanía. Si probablemente nosotros no percibimos el trueno, pero documentamos que existía un cielo nublado, propención de lluvia, cualquier inclusión registrada que pudieramos asociar a un trueno en la lejanía debería tratarse de interpretar o de descartar por esta posibilidad antes de darle un tratamiento de inclusión psicofónica.

De hecho, no es recomendable realizar la investigación con condiciones climáticas adversas, como fuertes vientos, lluvia o tempestad, puesto que ya llevamos una contaminación auditiva por el ambiente que interfieren con el experimento.

La idea recuerde no es justificar la no existencia del fenómeno o desacreditarlo.
Si se llega a registrar alguna inclusión busque darle valor probatorio tras haber descartado cualquier otra causa que tenga explicación racional, y para ello, dependerá mucho de la calidad no solo la cantidad de información que se documente durante la experimentación.

Continuaremos en la siguiente entrada comentando sobre la metodología propuesta para la investigación de las inclusiones psicofónicas.

Un cordial saludo.

lunes, 9 de enero de 2012

Metodología para la Investigación de la TCI. (Primera Parte)

Mucho se ha comentado ya en innumerables medios de divulgación (radiales, televisivos, escritos o informáticos) sobre la Transcomunicación Instrumental (TCI), sus comienzos, las diversas hipótesis al respecto de su origen, los investigadores de mayor trayectoria y sus conclusiones.
De hecho, en la primera temporada de la segunda época del programa El Último Peldaño, mi buen amigo Joaquín Abenza y su colaborador Juan Francisco Martínez tuvieron la feliz idea de relanzar hace algunos años un dossier y un curso sobre la Transcomunicación Instrumental.

Aquí les proporciono los links:

Dossier
Curso Radiofónico sobre técnicas investigación de psicofonías y TCI


Por lo tanto, estas líneas no buscan hablar sobre lo que ya se ha explicado antes.
Por el contrario, tratan sobre mi particular punto de vista para llevar adelante una investigación de esta fenomenología, definitivamente más inexperto y con menos recorrido histórico que la de los grande investigadores, pero no por ello menos metódico y riguroso.

Así que partiré de establecer los lineamientos que yo personalmente recomendaría a cualquier amable lector que esté deseoso de incursionar en la investigación de las psicofonías, psicoimágenes y fotografías imposibles.

  1. Mentalidad Objetiva, racionalista y seria:

    Ningún experimiento que se lleve a cabo puede arrojar una muestra de estudio a tomarse en cuenta si el investigador no la efectúa con total seriedad y tratando de recopilar en primer lugar las evidencias sin sesgarse hacia alguna hipótesis en particular. (parapsicológica, trascendental, espiritista, o la más reciente publicada de la cual tengo noción actualmente, la Teoría del Colapso del escritor e investigador Francisco Máñez), pero partiendo como primisa de colocar un marco de referencia donde encuadrar la posibilidad del origen en alguna de éstas y tratar de buscar puntos de apoyo o de descarte para cada una.
    Cualquier fenómeno paranormal estudiado puede sugestionar al investigador si éste no tiene una mente crítica y escéptica... esceptisísmo de dudar o dejar parcialmente en cuarentena un hecho si no se tiene suficiente fundamento para considerarlo (una muestra o un caso en particular), no esceptisísmo en el plano de la negación irracional.
    Desde luego, no está nunca de más la advertencia al futuro investigador que jamás debe considerar el estudio de ningún fenómeno paranormal a modo de broma. Tampoco se recomienda a ninguna persona incursionar en este campo de investigación si resulta ser susceptible o sugestionable.

  2. Definir el Objetivo de la Investigación:

    Es importante que el investigador establezca el objetivo de la investigación antes de iniciar.
    Si el investigador, por ejemplo, tiene indicios de fenomenología en un lugar que cuenta con historia de algún hecho luctuoso o traumático, podría establecer como objetivo de la investigación determinar si en caso llega a registrar alguna inclusión (cosa que no es 100% garantizable, la mayoría de los casos se irá con la recopilación de la parte histórica pero sin evidencias físicas de inclusiones) si esta puede deberse a alguna impregnación o si posiblemente podría ser producida de manera parapsicológica.
    Otro objetivo, por ejemplo, podría ser determinar si las inclusiones en determinado lugar se graban más en un horario, en un día o en una situación climática en particular más que en otra.
    O la que por propuesta de José Ignacio Carmona se realiza ahora cada año en el Ultimo Peldaño, la de la demostración de la hipótesis de la sincronicidad.
    Una vez definido el objetivo de la investigación, tendremos la primer respuesta a la pregunta sobre EL QUÉ. ¿Qué buscamos determinar?
    Parta de una hipótesis inicial, y busque que los resultados le aporten envidencia para darle más o menos peso a la misma.


  3. Definir el lugar de la investigación: 

    Para algunos investigadores, el lugar tiene mucho que ver con la fenomenología y casuística. Hay lugares que suelen generar más inclusiones que otras, pero pareciera ser que el fenómeno se relaciona más con el investigador que con el lugar. Hay investigadores como el propio Iñaki Carmona que independientemente del lugar escogido pareciera tener un imán que atrae las inclusiones a ser registradas.
    Sin embargo, el lugar va en dependencia del objetivo. Si es determinar si las voces son de origen mental, por ejemplo, se buscará realizarlo en un laboratorio controlado. Si por el contrario, la idea es determinar si el origen de las voces es trascendental o espiritual, se buscarán lugares con historia de hechos luctuosos y traumatizantes que pudieran dejar impregnaciones.  O si el objetivo fuera determinar si la fenomenología sucede más en sitios A que en sitios B (por ejemplo, mayor casuística en hospitales que en cementerios) se realizarán las investigaciones en ambos lugares para comparar la casuística y tratar de respaldar la hipótesis propuesta.
    En base a esto se define el lugar, y se obtiene por tanto la respuesta a la segunda pregunta. EL DÓNDE. ¿Dónde realizar la investigación?
    Recuerde que en algunos casos deberá solicitar permisos especiales para realizar la investigación. Ninguna investigación es más importante que su integridad física. Si el lugar no brinda las condiciones de seguridad necesarias para llevarla acabo, descarte la idea. No queremos que forme parte de la casuística de las tragedias.

  4. Definir la fecha y hora de la investigación:

    Esto buscará resolver la cuestión sobre EL CUÁNDO investigar. Este es uno de los puntos que a mí más me cuesta poder determinar. Ya que se debe tener presente que la fecha y el horario debe permitir realizar la investigación sin que interfiera con los compromisos familiares, laborales, educativos o de cualquier otra índole del investigador.
    El día de todos los santos, aniversarios luctuosos o de catástrofes, suelen ser escogidas por algunos investigadores para buscar incrementar la fenomenología.
    En otros casos, como para el experimiento de sincronicidad de La Noche de las Psicofonías, convocado por el programa El Último Peldaño de Onda Regional de Murcia,  se lleva a cabo el primer viernes del mes de noviembre, cada año, por decisión del organizador de la misma.
    El horario también es importante, por lo general realizar la experimentación de noche o a altas horas de la madrugada brinda menos contaminación auditiva, pero también puede resultar difícil si es requerido permisos especiales por ejemplo para visitar el lugar de la investigación en ese horario, o por razones de seguridad.

  5. Definir los miembros del equipo que participarán en la investigación:

    La investigación puede realizarla uno mismo sin mayores complicaciones. Sin embargo, dependiendo de la cantidad de terreno a cubrir, y las condiciones, y la seguridad, es recomendable desplazar un equipo de entre 3 y 5 personas. Muchas personas pueden generar demasiado barullo, aún sin ser su intención. Muy pocas limitarían la efectividad, el campo y la eficacia de la investigación.
    Podría por ejemplo, seleccionar uno o dos encargados de realizar las grabaciones en diferentes soportes y registrar los datos de las mismas (llenado del cuaderno de campo, formularios, croquis, etc), un encargado de tomar fotos o vídeo, un encargado de vigilar el perímetro, los sensores y medidores (movimientos, temperatura, humedad, presión.) Esto resolverá la pregunta ¿CON QUIÉN efectuar la investigación? Es importante que tenga presente que la afinidad entre los miembros del equipo es importante, pero todos deben colaborar en la causa en común de la investigación, y todos deben estar en plenas capacidades físicas, emocionales y psicológicas antes de realizar la investigación. Un integrante del equipo que no esté en óptimas condiciones o disposición puede hacer fracasar el proceso de investigación. Resinda de él antes de llevarla a cabo o aborte la investigación hasta que todo su equipo se encuentre en condiciones.

  6. Definir la forma de ejecutar la investigación:

    Este paso buscará dar respuesta a la última pregunta. EL CÓMO. ¿Cómo realizar la investigación?
    Aquí debemos resolver también varios tópicos.


    • Los materiales de apoyo.
    • Los medios de registro.
    • Los medios de análisis.

    Los materiales de apoyo comprenden el cuaderno de notas de campo, el formulario de trabajo, los cuestionarios y los croquis y mapas para la documentación.

    Los medios de registro comprenden los soportes de la grabación (ordenadores, magnetofones, grabadoras, micrónofos, minidisk, mp3 o mp4, cámaras de fotografía y video, sensores de presión o de movimiento, termómetros, barómetros, etc.), utilizados para proveer el registro tanto de las inclusiones como de las condiciones presentadas en el ambiente.

    Finalmente, los medios de análisis comprenden los ordenadores y software para análisis de los registros, los cascos o auriculares, los programas informáticos para la clasificación del material, procesamiento de estadística y archivo de registros y casos.


De todos estos tópicos comentaré en la siguiente entrada del blog.

Un cordial saludo,

viernes, 6 de enero de 2012

Crónicas de Tikal (Parte III y Final)

Llegamos al término de las crónicas de nuestro viaje por el Parque Nacional Tikal, con la visita a la Acrópolis Central.
Aquí se encuentran el Templo I, más conocido como Templo del Gran Jaguar (45 Metros de altura) y frente a él se ubica el Templo II o Templo de la Luna.
Desde la cima del Templo del Gran Jaguar se puede observar el resto de la acrópolis. Fue otra de las pirámides a las cuales tuve la dicha de subir.
Estos templos se cree fueron utilizados para rituales y para el enterramiento de los gobernantes.
Dentro de la Acrópolis Central también se edificaron otras construcciones importantes utilizadas como centro de Gobierno y concentración del poder en Tikal, tales como el Palacio Principal y el Palacio de Caracol.
Se pueden contemplar varias algunas edificaciones que se utilizaban para la vivienda y centros ceremoniales,
así como un campo para el juego de la pelota.
Éste último, consistía en un aro de piedra por el cual los jugadores debían hacer pasar un balón, y era considerado un ritual.
Finalmente, el último templo al que pude subir fue el Templo V (el único dentro del cual no se descubrió un enterramiento), y forma parte de la Acrópolis Sur.
Cuenta con una escala de madera para su ascenso como los otros templos a los cuales pude subir, pero es la más vertical de todas y la verdad, esta si me provocó vértigo en el descenso.
No pude continuar el viaje por falta de tiempo y me quedé con las ganas de poder visitar pricipalmente El Mirador, una basta región en la cual existen muchos montículos sin excavar.
Pero era ya hora de regresar a la ciudad capital, pues nuestra faena laboral no había dado más oportunidad para continuar con esta breve expedición.
Así que nos encaminamos de regreso al parqueo con mis compañeros y extenuado pero feliz y maravillado, emprendí el retorno.
Mi amada familia me esperaba en casa.

Aquí les dejo el set de las fotos seleccionadas para esta última parte de la crónica.



Un cordial Saludo.

jueves, 5 de enero de 2012

Crónicas de Tikal (Parte II)

Continuamos con la narrativa de nuestra experiencia en el Parque Nacional Tikal.
Llegamos hasta el Templo IV o Templo de la Serpiente Bicéfala recorriendo la calzada Mausdlay desde el Complejo P y de inmediato iniciamos el ascenso por medio de una escalinata lateral de madera hasta alcanzar la cima. El Templo IV es una pirámide cuya altura es de 64 Mts. Es la más alta de las que se encuentra fuera del sector del Mirador. La vista de aquellas bastas extensiones de árboles, aquel mar verde rodeando la imponente construcción pétrea, me dejó impresionado.
Y más aún, al contemplar en la lejanía las cúpulas de las pirámides de la Acrópolis Central y de las Pirámides del Mundo Perdido.
Mis compañeros de trabajo (Alan De La Cruz, Rony Ruiz y Alejandra Rosales) tuvieron la deferencia de realizarme unas fotos para que pudiera guardar en soporte digital mi presencia en la cumbre.
En esos 10 minutos, mis pulmones pudieron respirar el aire más puro y vivificante del que tenga memoria. Hay una carga energética que solo el amable lector que ya haya realizado la experiencia de subir a una de estas colosales construcciones podrá comprender.
Descendimos del Templo IV, y proseguimos nuestro recorrido tratando de llegar hasta el Mundo Perdido.
Durante el camino pudimos contemplar algunas excavaciones circulares y otras perforaciones a modo de fosos cuadrados, que servían en su tiempo de acuerdo a nuestro guía para el almacenamiento de granos y chicle.
Ya en Mundo Perdido, tuve la oportunidad de retratarme frente a una de las pirámides, siendo estas mucho más bajas que las de la Acrópolis Central o el Templo IV (cerca de 30 metros), y a las cuales en ese momento estaba vedado el ascenso por las condiciones de la escalinata de piedra original. Quizá en un futuro le construyan una escalinata de madera a la par para poder subir a la cima de igual manera que con el Templo IV. Aunque con lo que falta aún por excavar de la ciudad de Tikal desconozco si el presupuesto con el que se cuente para el parque se destina más a tareas arqueológicas o turísticas.
También visitamos 7 Templos, lugar de centros ceremoniales.
Y luego reemprendimos nuestro camino en un ambiente caluroso y bastante húmedo, a través de la espesa vegetación, buscando llegar hasta la Acrópolis Central y la Acrópolis Sur.

Aquí pueden ver el segundo set de fotos que decidí publicar para la presente crónica.





Un Saludo.

martes, 3 de enero de 2012

Crónicas de Tikal (Parte I)

Bueno, ya he comentado la interesante visita al Museo de Santa Bárbara en pleno lago de Petén Itzá. Pero ese fue solo el principio de una experiencia todavía más impresionante y más edificadora.
Lo mejor estaba por venir, ya que con mis compañeros de trabajo decidimos ir al Parque Nacional de Tikal una vez concluída nuestra misión laboral y teniendo aún disponible parte de la mañana antes de emprender el viaje de regreso a la ciudad capital.
La primer cosa que me llamó la atención fue que antes de iniciar el recorrido hacia el parque existe un pequeño puesto de control, donde se toman el tiempo de los vehículos para cubrir la ruta hasta llegar al estacionamiento (Aproximadamente de 40 a 45 minutos). La razón es porque en el camino suele existir tránsito de varias especies animales, y el ir a una velocidad muy alta conlleva el peligro que el automotor pueda atropellar algún ejemplar, y por el contrario, el ir muy lento conlleva el riesgo que los viajantes en el automotor puedan parar y secuestrar algún animal que cruce por el camino para sacarlo de contrabando del parque. Así que si no se llega exactamente en el tiempo estipulado, se puede tener con total seguridad una sanción económica al arribar al puesto de control final.
En fin, nuestro experto conductor no tuvo ese inconveniente y logramos llegar sin problemas hasta el segundo puesto de control y dirigirnos al parqueo, donde tuvimos el tiene tiempo de realizar un abastecimiento de bebida y comida antes de partir y una vez realizado el aprovisionamiento dirigirnos a solicitar un guía turístico del Inguat (Instituto Guatemalteco de Turismo) o bien cualquier otro autorizado por el mismo, para poder realizar el viaje.
Existen distintas rutas para poder efectuar el viaje, dependiendo del tiempo y del esfuerzo físico que se desee realizar.
A nuestro amable lector le recomiendo que si desea realizar esta expedición, no olvide comprar una buena dosis de repelente de insectos (zancudos y mosquitos son la principal amenza, aunque recomiendo tener cuidado con las hormigas y arañas, que también son abundantes).
Iniciamos el recorrido y ya adentrados en plena selva nos aproximamos a unos altares ceremoniales. Tuve la oportunidad de visitar también los complejos P,Q,R y O. En este trayecto, se pueden contemplar monolitos, estelas, y algunas construcciones del período clásico, realizados cerca de montículos o a partir de ellos, tales como los edificios y templos de los 4 puntos cardinales. Las pirámides se ubican en el Sur y el Norte, mientras que los edificios al Oriente y el Occidente.El Edificio Oriental (junto al cual pudimos retratarnos) se distingue por una hilera de estelas que se encuentran ubicadas frente a él.

A continuación, las fotos de esta primera parte del viaje.




En breve espero poder publicar la segunda parte de éstas crónicas.

Un Saludo.